Lentejuelas y terciopelo en Nochevieja

¡Buenos días! Para dar comienzo a la semana, hoy he preparado un post en el que por fin os enseño cuál fue mi elección en Nochevieja.

Una noche en la que no todo vale, pero si es cierto que es el momento ideal para salir de nuestra zona de confort en una de las noches más especiales del año, y sea cuál sea el plan que elijamos, bajo mi punto de vista opino que, esa noche debemos elegir la combinación más apropiada a nuestro estilo y empezar el nuevo año vestidas para la ocasión, estrenando un nuevo año cargado de infinidad de propósitos y sueños por cumplir.

Pues bien, como muchos de vosotros ya sabréis, mi chico y yo tenemos ya como tradición pasar esta noche en una cabaña, y nuestro pack siempre incluye la cena de gala, por lo que un año más, he elegido una combinación de fiesta.

Para esta ocasión, siempre me gusta elegir tejidos de fiesta como pueden ser las lentejuelas, el terciopelo, el tul o incluso las transparencias, e intento huir de la monocromía en negro, ya que resulta demasiado aburrida, teniendo en cuenta el sin fin de posibilidades que existen… Y un claro ejemplo de lo que os digo, es el vestido por el que me he decantado este año.

Un vestido largo de Zara que juega a las transparencias gracias a un tejido de tul sobre el que van cosidas infinidad de lentejuelas bicolor simulando un estampado de flores, y por el que sentí un verdadero flechazo al verlo. Además , al ser de manga larga resulto ser el candidato perfecto, ya que siempre elijo esta opción en invierno porque soy muy friolera.

 

 

 

Como podéis ver, al ser un vestido cruzado, con escote en V y entallado en cintura, gracias a una cinta que en este caso decidí ponerme en forma de lazada en la parte trasera, me ayudó a potenciar mi silueta en X, y a pesar de las transparencias no resulto una combinación para nada vulgar, gracias a  un vestido negro de estilo lencero con los acabados de encaje, que elegí como fondo.

Como prenda de abrigo, elegi únicamente una estola de pelo sintético de Parfois, para cubrir uno de mis hombros al bajar al restaurante, la cuál aportaba un toque muy chic en el look, que acompañé con unos stilettos de Zara también en color negro.

En cuanto al resto de accesorios, me decante por una cajita negra de terciopelo de Mango, unos maxi-pendientes dorados de Bershka y un par de anillos joya de Bimba y Lola.

El toque final vendría de mano de la peluquería y el maquillaje.

Nuevamente mi melena quedaría a cargo de la mano de Pconpelo, gracias a un cabello de hondas acabado en un  semirecogido lateral, que se mantuvo intacto toda la noche, a pesar de que llevaba extensiones de clip para conseguir ese largo y el peso era importante.

En cuanto al maquillaje, en esta ocasión al estar de viaje tuve que maquillarme yo misma, y simplemente añadí a la línea de productos con la que suelo maquillarme, unas sombras tornasoladas en los mismos tonos que las lentejuelas y unas extensiones de pestañas que me había puesto hacía unos días en Oh my lashes.

Y esto es todo por hoy. Espero que os haya gustado mi propuesta de Fin de Año. ¡Nos vemos esta semana con un nuevo look!

ShareTw.Fb.Pin.
...

This is a unique website which will require a more modern browser to work!

Please upgrade today!

css.php